por el Ing. Agr. Antonio José Nasca[1]

 El día 31 de marzo del corriente año 2015, falleció en la ciudad de San Miguel de Tucumán, el Profesor Ingeniero Agrónomo Jorge Palacios, Académico Correspondiente de la Academia Nacional de Agronomía y Veterinaria.

Palacios nació en Misión de Zenta, cerca de Orán, provincia de Salta en el año 1926. Era el hijo menor de siete hermanos. Su padre, Don Rodolfo Miguel Palacios Puig, santafecino, estudiante avanzado de ingeniería civil, trabajaba en el Ingenio San Martín del Tabacal. Su madre, Doña Emma Carmen Angela Marsal Saccone, era hija de inmigrantes españoles. Misión de Zenta se encontraba a orillas del río Zenta y era una antigua Misión Jesuítica, de la época de la colonia española, donde se educaba a nativos indígenas. La escuela más próxima donde Jorge hizo sus estudios primarios se encontraba a unos cinco kilómetros de la Misión.

Los estudios secundarios los hizo en la Escuela de Agricultura y Sacarotecnia de la Universidad Nacional de Tucumán, graduándose de Perito Sacarotécnico en el año 1945. Los estudios superiores los cursó en la Universidad de La Plata en la Facultad de Agronomía. Allí obtuvo el título de Ingeniero Agrónomo en el año 1950.

Recién graduado comenzó su actividad profesional en el Banco de la Nación Argentina, como asesor de los colonos que obtenían créditos para su actividad agropecuaria. Ello lo obligó a trabajar en distintas regiones del país, especialmente en las provincias de Buenos Aires, Entre Ríos, Corrientes, Misiones y Chaco. Esta actividad hizo que tuviera que ocuparse y asesorar sobre problemas muy diversos que lo obligaron a estudiar distintos temas y cuando necesitaba apoyo, recurría a la Facultad de Agronomía de La Plata a consultar con sus profesores.

Jorge, después de trabajar en relación a distintas actividades agropecuarias pero como centro en oficinas del Banco Nación, renuncia a su tarea de asesor en esa institución y busca conectarse con una actividad que fuera campesina y no de oficinas en Buenos Aires. Por sugerencia de un amigo que conoció en el banco, viaja a la provincia de Misiones a la ciudad de El Dorado, para conectarse con otra actividad: desmonte y plantación de naranjos. Este fue el comienzo de lo que sería su especialidad profesional, la citricultura. A un poco más de cuarenta kilómetros de la mencionada ciudad se encontraba el desmonte y la primera plantación de naranjos que sería la razón de su trabajo en ese lugar.

En ese período se casó con su eterna novia platense, María Luisa Saracibar Ruiz, inmigrante española con quien vivió en esa finca de naranjos en crecimiento, cerca de El Dorado hasta 1962. Fruto de ese matrimonio nacieron cinco hijos, tres varones y dos mujeres.

Desde 1963 comenzó a trabajar en Tucumán. Primeramente como investigador y jefe de Sección Citricultura en la Estación Experimental Agropecuaria en INTA Famaillá, hasta el año 1976. Desde entonces trabajó como asesor técnico en distintas empresas citrícolas de varias provincias, especialmente Tucumán, Salta y Jujuy.

El Ingeniero Palacios ejerció la docencia en distintas Escuelas Agrotécnicas de Tucumán y también fue Profesor Adjunto a cargo de la Cátedra de Genotécnia Vegetal III (especies frutales) en la Universidad Nacional de Santiago del Estero. En el año 1983 se desempeñó como Profesor Adjunto (por concurso) en la Cátedra de Fruticultura de la Facultad de Agronomía y Zootecnia de la Universidad Nacional de Tucumán y desde el año 1988, como Profesor Titular de la misma Cátedra hasta el año 1993.

Publicó numerosos trabajos científicos relacionados con la citricultura; editó tres libros, “Citricultura Moderna” en el año 1978, “Citricultura” en el año 2005 y “Mis Historias de Vida, Memoria de mis 85 Años” en el año 2013. Este último fue la fuente de muchos de los hechos destacados en esta presentación. Dictó también muchas conferencias sobre su especialidad en distintos lugares del país y del exterior.

Visitó prácticamente todos los lugares del mundo donde se cultivan los cítricos; toda América Latina, Estados Unidos de América, Europa, Asia, y varios de ellos, en más de una oportunidad. Esto le sirvió de gran experiencia y aprovechó para entrevistar, en muchos de los lugares, a especialistas destacados en el tema con quienes mantenía una comunicación fluida. Fue becario del Instituto Biológico de San Pablo (Brasil) en el año 1968 y también, del mismo país, del Instituto Agronómico de Campinas en 1969.

Por su trayectoria profesional recibió numerosas distinciones: “Al Mérito Profesional, Año 1980” del Colegio de Ingenieros Agrónomos y Zootecnistas de Tucumán; “Profesor Visitante Ad-Honorem” en la Facultad de Ciencias Agropecuarias, de la Universidad Nacional de Córdoba, año 1988; “Profesor Honorario” de la Universidad Nacional de Santiago del Estero, año 1992; “Destacada trayectoria en el campo profesional”, otorgado por el XXII Congreso Argentino de Horticultura, año 1999; “Cincuenta años de ejercicio de la Profesión” otorgado por el Colegio de Ingenieros Agrónomos y Zootecnistas de Tucumán, año 2001; “Por la trayectoria, dedicación y generosidad hacia la Citricultura Nacional y Tucumana” de la Asociación Tucumana del Citrus, 2003; “En reconocimiento de su destacada labor profesional” de la Estación Experimental Agropecuaria, INTA Famaillá, 2006; “Profesor Consulto” de la Universidad Nacional de Tucumán, en reconocimiento de su destacada labor profesional y como docente, 2013; “Académico Correspondiente” de la Academia Nacional de Agronomía y Veterinaria, valorando su dedicación al servicio de la sociedad, año 2013[2].

Es mucho más lo que puede mencionarse de la trayectoria del colega y amigo Jorge. Su vida estuvo totalmente dedicada a estudiar, investigar y enseñar y, por ello, su fallecimiento significa una gran pérdida para toda la sociedad y muy especialmente, para la citricultura nacional e internacional.

 


[1] Nota necrológica del Prof. Ing. Agr. Antonio J. Nasca para Anales.

[2] El Ing. Jorge Palacios fue designado Académico Correspondiente de la Academia Nacional de Agronomía y Veterinaria en la Sesión Especial del 12/9/2013 (N. del E.).